Economía
Compartir facebook ico twitter ico
04-05-2017 10:56

Aumento de producción de celulares: AFARTE bajó las expectativas del anuncio

El presidente de AFARTE Federico Hellemeyer bajó las expectativas generadas tras el anuncio de aumento del 50% de la producción de celulares, dado que alcanza a dos marcas que podrían absorber mercado de otras competidoras.

banner_1_mobile
Votá estrellaestrellaestrellaestrellaestrella
Resultados estrellaestrellaestrellaestrellaestrella
0 comentario(s) comentario
compartir foto

“Comparto la necesidad de buenas noticias, y es una buena noticia que dos marcas como Huawei y Motorola estén apostando al país y a incrementar la producción”, dijo por FM La Isla, pero aclaró que se trata de un anuncio para Huawei y Motorola, que fabrica Newsan. Estas marcas puntualmente “prevén incrementar un 50% la producción, pero eso no significa que se va a fabricar el 50% más de celulares”, sostuvo.


“Habrá que ver si esto significa que el mercado va a crecer y se va a producir más, o que de las otras marcas se va a vender menos”, advirtió.


Este anuncio no enmarca a su criterio en los “brotes verdes” de los que habla el gobierno nacional, porque “todavía no se ven en la manufactura industrial”. Concedió que hay señales de que podría haber una reactivación en algunos sectores, incluido la industria si crece la demanda, “pero el 2016 fue un año de tanto ajuste para nosotros y de tan poco consumo interno, que se necesita una reactivación que no esté en puerta, sino que ya entre a nuestras casas”, reclamó.


“Necesitamos urgentemente que se revitalicen los volúmenes de consumo en nuestras tres grandes líneas de productos, que son televisión, celulares y aire acondicionado. En televisión se mantiene estable en los últimos tres años, pero es muy fuerte la caída de consumo en celulares y aire acondicionado. Estamos apenas encima de la mitad de la fabricación de 2015 en aire acondicionado y es un producto que requiere mano de obra intensiva”, subrayó, lo que pone en riesgo fuentes de trabajo y se ha traducido en la no renovación de contratos. 


Agregó que “los celulares están fuertemente golpeados por el contrabando, por lo que hoy la fabricación nacional tiene que competir con el producto importado legal que ha aparecido, y también con el ilegal. Es imposible competir contra eso y tienen un 25% del mercado”.


Se le consultó sobre la “reconversión” de la industria fueguina, que en algunos casos se tradujo en la transformación de empresas fabricantes en importadoras: “Nuestra vocación es que nuestros socios realicen la actividad de manufactura industrial. Cuando alguno de ellos deja de fabricar y pasa a importar, sale de nuestra representación gremial empresaria”, aclaró Hellemayer, aunque algunos están haciendo ambas cosas. Una empresa que tiene capital de trabajo deberá merituar si continúa fabricando o comercialmente le es más viable pasarse a la importación. Es una decisión empresaria y los negocios son negocios. Pero el fabricante con vocación industrial, se queda y fabrica”, defendió.


Cuestionó “la bajada de línea del gobierno nacional” para que en determinados productos exista “una convivencia entre el nacional y el importado”, por el desconocimiento sobre los obstáculos de la propia política nacional para ser competitivos: “Hay casos contados con los dedos de la mano en los que puede convivir el producto nacional y el importado. Nosotros tenemos que enfrentar costos industriales como los chinos, los taiwaneses, los coreanos, y es muy difícil calibrar una convivencia, por eso es necesaria una arquitectura de protección”, planteó.


Y aclaró que el costo laboral no es lo que más incide en la cadena de valor, sino la sumatoria “del costo fiscal, logístico, aduanero”, que son pasibles de una revisión del gobierno nacional para mejorar la competitividad.

banner_2_mobile
banner_3_mobile

LO MAS LEIDO

banner_4_mobile
banner_5_mobile