Economía
Compartir facebook ico twitter ico
15-03-2019 12:00

Reunión del Consejo Federal Pesquero: Las pérdidas para Argentina por los permisos británicos llegarían a los u$s 170 mil millones

El ministro de Obras Públicas Luis Vázquez dio a conocer hoy por Radio Nacional Ushuaia más detalles de la reunión del Consejo Federal Pesquero con funcionarios de Cancillería, en la que expuso el rechazo a la campaña científica conjunta con Inglaterra en el mar Argentino.

banner_1_mobile
Votá estrellaestrellaestrellaestrellaestrella
Resultados estrellaestrellaestrellaestrellaestrella
0 comentario(s) comentario
compartir foto

En este contexto el ministro pidió datos oficiales sobre las pérdidas que ocasionan a la Argentina los permisos pesqueros que otorga el Reino Unido a terceros países para operar en la zona de Malvinas, y el número que se barajó supera ampliamente el endeudamiento tomado con el FMI en la gestión Macri. Ahora espera que se entregue de manera formal esta documentación, que viene reclamando desde el año pasado.

 

El ministro cuestionó la campaña científica recíproca entre Inglaterra y Argentina en los mares argentinos cercanos a las Islas Malvinas, si bien desde Cancillería lo consideraron un avance positivo en las negociaciones. “Nosotros planteamos nuestra disidencia desde el Consejo Federal Pesquero, porque creemos que hacer una campaña de investigación científica con quienes nos está invadiendo y robando los recursos pesqueros es muy raro”, manifestó.

 

Cabe recordar que el Consejo pesquero citó a la secretaria de Malvinas “para que cuente cuál es la estrategia de esa campaña y de ahí surgió una invitación de todo el consejo federal a Cancillería para hablar de este tema”, repasó el ministro.

 

El consejo federal pesquero está integrado por las cinco provincias que tienen litoral marítimo, Buenos Aires, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego. Lamentablemente no hubo apoyo a la posición fueguina. “La postura de las otras provincias fue de cero acompañamiento a Tierra del Fuego. La provincia de Buenos Aires y Río Negro tiene un acompañamiento automático con la Nación, y Chubut y Santa Cruz hacen silencio. Nos sorprende el alineamiento, porque entendemos que hay intereses superiores a los intereses de cada provincia de obtener algún beneficio al caerle bien a las autoridades. Más allá de la sorpresa, lo que hicimos fue hacer un planteo a la secretaria de Malvinas, para saber si tenían cuantificado el perjuicio económico para la Argentina y nuestra provincia a partir de la venta ilegal de permisos de pesca por parte del Reino Unido, porque hay buques de diferentes partes del mundo que pescan en la zona de Malvinas. Primero se miraron como en un partido de truco, el presidente del consejo federal pesquero quiso balbucear y uno de los asesores de la secretaria tiró la cifra de 170 mil millones de dólares”, disparó.

 

Relató que luego “empezaron a cuestionar el valor desde otros sectores, decían que era una barbaridad, le preguntamos si tenían o no ese valor, y la secretaria nos dijo que sí lo tenían. Así que pedimos que nos entregaran la información oficialmente, porque ya en mayo de 2018 pedimos por escrito ese dato al presidente del consejo federal pesquero y dijo que no lo tenía. Ahora vimos que Cancillería lo tiene y aparentemente no hay comunicación con el presidente del Consejo Federal Pequero, que es Juan Bosch, un funcionario de nación de la Secretaría de Pesca, que preside el consejo y tiene cuatro funcionarios más: dos por el Ejecutivo, uno por Cancillería y uno por Secretaría de Ambiente. Son cinco funcionarios de la nación y un representante de cada provincia, con un total de diez integrantes. Con la provincia de Buenos Aires y Río Negro son siete votos automáticos, por lo que las provincias patagónicas no tienen ninguna posibilidad de imponer una posición”, señaló.

 

Para el funcionario provincial el federalismo de este consejo es meramente declamativo porque, “suponiendo que las provincias patagónicas trabajemos fuertemente, como hicimos con el caso de la merluza, nos encontramos con un 7 a 3 –por los cinco votos de los funcionarios nacionales y los dos que aportan Buenos Aires y Río Negro-. En la cuestión Malvinas es una escribanía nada más, y es más preocupante”, alertó.

 

Otro planteo realizado por el ministro tuvo relación con el destino de la información que el Reino Unido va a recabar en esta campaña y, llamativamente, este dato no tiene relevancia para las autoridades argentinas. “Le preguntamos a la secretaria si sabe para qué Inglaterra quiere esta información científica que extrae de la campaña de cooperación, donde el barco lo pone Argentina y pagan el 50% entre Argentina e Inglaterra. La respuesta fue que no es su obligación y desconoce lo que hace Inglaterra con la información. Le dije que era muy alarmante lo que estaba diciendo, porque nosotros le entregamos información a Inglaterra y desconoce qué uso le va a dar, y si esta información la usa para seguir pescando en Malvinas”, sostuvo.

 

El rechazo desde la provincia fue contundente y se seguirá apostando a la ley Malvinas para frenar este avance sobre la soberanía: “Tierra del Fuego no apoya estas campañas y no vamos a participar con un científico, porque es lo que quieren. Además ellos están embarcando un científico del departamento de pesca de Malvinas. Ellos decían que eran ingleses pero en realidad son del departamento de pesca de Malvinas, por lo cual incorporaron a los kelpers en esta campaña”, aseveró.

 

“Para nosotros la información es soberanía, más que nada cuando se trata de los recursos naturales que tenemos. Estamos entregando soberanía y no vamos a acompañar esta campaña porque ha sido corrida la cuestión de soberanía y esta campaña es un retroceso”, sentenció.

 

“Para cerrar nuestra participación, entregué copia del proyecto de la ley Malvinas, que es una  herramienta superadora y permite que todos los temas vinculados con las islas deban pasar por el Congreso”, concluyó el ministro.

 

banner_2_mobile
banner_3_mobile
banner_4_mobile
banner_5_mobile