Actualidad
Compartir facebook ico twitter ico
23-01-2019 11:02

Rescate arqueológico: “Sin duda estamos hablando de un sitio relevante para la historia de Ushuaia”, señaló Vázquez

El equipo de investigadores del CADIC integrado por los arqueólogos Angélica Tivoli, Martín Vázquez y Francisco Zangrando finalizó este martes el trabajo de rescate de patrimonio arqueológico en el sitio SADOS, tras veinte días de excavación, del que se recuperaron miles de piezas cuya antigüedad se estima entre los 4000 y 6000 años.

banner_1_mobile
Votá estrellaestrellaestrellaestrellaestrella
Resultados estrellaestrellaestrellaestrellaestrella
0 comentario(s) comentario
compartir foto

Las tareas se iniciaron el primer día hábil de enero en el pasaje público de Onas y San Martín dado que se modificarán las escaleras, pero mientras una empresa constructora que edifica en un terreno lindante realizaba trabajos de suelo, se descubrió otro conchero de grandes dimensiones. Esto obligó a la empresa a detener las obras, y los arqueólogos se trasladaron a ese lugar para recuperar la mayor cantidad de material posible, según detalla El Sureño.

 

Precisamente, desde fines de los 70, cuando se hizo la primera escalera, se tomó conocimiento de la existencia de material arqueológico en el lugar.

 

Ante esta circunstancia, los arqueólogos del CADIC fueron contratados por el estudio Picone que construye el edificio, para realizar el rescate, en virtud de la que ley provincial 370 que protege el patrimonio arqueológico, establece que cuando se realicen obras públicas o privadas que puedan alterar o destruir un sitio arqueológico, éste debe ser excavado previamente.

 

Según informaron desde la Dirección de Museos y Patrimonio cultural de la provincia, es probable que este sitio arqueológico haya ocupado una extensa superficie entre la barranca que nace en la calle Gob. Deloqui y las antiguas playas, que hace miles de años alcanzaban aproximadamente la cota de la calle San Martín, cuando el nivel del mar era varios metros superior al actual.

 

“Tenemos evidencia de que el sitio se extendía bastante más allá de lo que estuvimos excavando, pero se han conservado dos concheros”, explicó Vázquez.

 

Los concheros son los típicos sitios del Canal de Beagle que podrían describirse como grandes basurales prehistóricos, donde en su momento se acumularon restos de la fauna pasada, de los moluscos que formaban parte de la dieta de los pueblos originarios, además de restos de artefactos y otros elementos.

 

“Lo hallado corresponde a las primeras ocupaciones de los pueblos canoeros que poblaron todo el archipiélago del sur y oeste fueguino. Los materiales hallados son compatibles a los encontrados en Bahía Cambaceres o aquí nomás en el sitio Túnel. Sin duda estamos hablando de un sitio relevante para la historia de Ushuaia porque por lo que sospechamos, corresponde al sitio más antiguo de la bahía”, indicó Vázquez.

 

“Que este sitio haya sido conservado y que hayamos tenido la oportunidad de excavarlo resulta muy relevante para la investigación a nivel regional y por supuesto para la identidad y para la historia de nuestra ciudad”, agregó.

 

Los arqueólogos, recuperaron puntas de arpones con decoración y con base cruciforme, que permiten calcular la edad del conchero entre los 4000 y 6000 años de antigüedad. También se recuperaron huesos de guanaco, de ballenas, de aves y cuentas de collares y elementos confeccionados con huesos de animales.

 

Todo el material fue trasladado al CADIC donde será lavado, clasificado e inventariado para su estudio. También se realizará el fechado radio carbónico para determinar la edad precisa del yacimiento encontrado.

 

Por tratarse de miles de piezas, los arqueólogos tienen un delicado y arduo trabajo por delante.

 

banner_2_mobile
banner_3_mobile
banner_4_mobile
banner_5_mobile